El Netflix para echarse la siesta se llama Napflix


¿Quién no ha recurrido a los documentales de La2 para echarse la siesta? ¿O incluso a la vueltas ciclistas para descansar y reposar la comida? Todos lo hemos hecho alguna vez, pero en pleno 2016 lo que está a la orden del día son los servicios de suscripción de contenidos.

Cada vez conozco más gente que se suscribe a Netflix, y lo recomiendo encarecidamente porque ofrecen un catálogo bastante amplio tanto de series como de películas. Pero hoy estoy aquí para hablaros de una plataforma creada para sustituir a los documentales de La2 y que tiene el mejor contenido para echarse la siesta: Napflix.

Contenidos para todos los gustos, y no solo para dormir porque hay a mucha gente que le relaja este tipo de contenido: una partida de tetris escuchando su característico sonido chirriante, contemplar una vela durante 8 minutos, escuchar el sonido de la lluvia en una ventana o incluso mirar durante 45 minutos cómo “peinan” la arena de un jardín zen.

 

 

Esta plataforma parece una tomadura de pelo para reírse del gigante Netflix, pero su objetivo no ha sido ese ni mucho menos. La idea era buscar contenidos monótonos para conseguir no perder la marca España de la siesta. De hecho todos los vídeos están colgados en youtube, pero los creadores se han molestado en hacer la selección para integrarlos en la plataforma.

 

napflix-videos-siesta

 

Ha sido creada por dos publicistas catalanes: Francesc Bonet y Víctor de Tena que aseguran que lo han hecho como un experimento publicitario y ha terminado convirtiéndose en viral en toda Latinoamerica.

Un ejemplo de cómo una idea simple pero bien hecha se convierte en noticia. Simple porque es darle la vuelta a una plataforma que está en auge como es Netflix y porque mezclándola con contenidos para conseguir dormir es llamativo para la audiencia. Además de integrarlo con un aspecto muy parecido al original: web, logo…

También te puede interesar

Deja un comentario en: “El Netflix para echarse la siesta se llama Napflix

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *